Enfermedad Periodental

Tratamiento

El tratamiento de la enfermedad periodontal ya establecida es muy complejo y requiere sobre todo que el paciente esté bien informado y motivado para que comprenda que de él depende fundamentalmente el que la enfermedad detenga su evolución y que sin su colaboración no se logrará ningún resultado estable.

Inicialmente, se intenta resolver las situaciones de urgencia (abscesos, supuraciones, etc.) y sanear el resto de la boca (realizar obturaciones, endodoncias y las extracciones que sean necesarias).

Se realizará entonces una limpieza del sarro situado por encima del nivel de la encía y varias sesiones de raspado para eliminar el sarro que se introduce dentro de la bolsa periodontal, entre ésta y la raíz del diente. Después de evaluar los resultados de esta primera fase de tratamiento, si persisten los signos clínicos de infección, puede estar indicada la realización de una segunda fase.

La segunda fase del tratamiento es una fase quirúrgica con el objetivo de facilitar el acceso para la eliminación de la placa bacteriana y el cálculo subgingival, así como el de realizar una terapia correctiva de la arquitectura gingival que facilite el posterior control de placa por parte del paciente y por tanto se mejore el mantenimiento de los tejidos periodontales a largo plazo.

 

Mantenimiento Periodontal Continuado

Es una etapa fundamental del tratamiento y la única manera de coneguir el control de la periodontitis a largo plazo. Consiste en una sistemática de diagnóstico y tratamiento que, una vez reestablecida su salud periodontal, intenta evitar que vuelva a reactivarse la enfermedad periodontal. Durante el mismo pueden realizarse los siguientes procedimientos:

  • Detectar cambios en su salud general que aumenten el riesgo de volver a enfermar
  • Examinar los tejidos de la boca, su situación periodontal y niveles de inserción de las encías
  • Detectar zonas débiles y tratarlas
  • Valorar la eficacia en su control de placa (higiene), y dar nuevas instrucciones si lo necesita, adaptando sus técnicas y hábitos de higiene oral a los cambios acontecidos en su boca
  • Hacer radiografías y pruebas complementarias que puedan ser necesarias
  • Efectuar la eliminación de depósitos duros (sarro), placa bacteriana, pigmentaciones y rugosidades de los dientes, tanto por encima como por debajo de la encía
  • Aplicar o prescribir medicamentos
  • Controlar y ajustar la oclusión

Este mantenimiento periodontal continuado es realizado por un equipo de profesionales compuesto por su periodoncista y sus colaboradores: higienistas periodontales y auxiliares de clínica. En esta tarea además colabora su dentista, con revisiones periódicas para dtectar posibles caries u otras complicaciones.

La frecuencia de las citas se adaptará a sus necesidades y riesgo personal de recaída.


Recuerde que es importante que visite con regularidad a su dentista. En nuestras clínicas contamos con un equipo de profesionales cualificados que le ayudarán a tratar los problemas de salud y estética de su boca. Solicite una consulta sin compromiso.

 

Equipo Profesional - Nuestras Clínicas - Contacto

 

Design: Alex Lloyd